Ejército evita arribo de Zelaya a Honduras y choques dejan al menos un muerto y una decena de heridos

Agencias.- Luego de sobrevolar ayer por más de una hora el aeropuerto de Toncontín de la capital hondureña, el depuesto presidente de ese país, Manuel Zelaya, no pudo aterrizar debido a la toma de las pistas por el Ejército que poco antes, en una represión, provocó una muerte y al menos diez heridos.

En la misma aeronave que había abordado en Washington, Estados Unidos, Zelaya se fue a Nicaragua, de donde, tras una breve escala, partió a El Salvador para reunirse con los presidentes Fernando Lugo, Cristina Fernández y Rafael Correa, de Paraguay, Argentina y Ecuador, respectivamente.

Un joven de 19 años, identificado como Isis Obed Murillo, murió de un balazo en la cabeza y al menos otras diez personas resultaron heridas en choques entre seguidores de Zelaya y militares en el aeropuerto, adonde se acercaron unos 30.000 partidarios del presidente destituido, según estimaciones de la Cruz Roja local.

El incidente se dio cuando los manifestantes intentaban pasar el cerco policial que impidió su ingreso a la terminal aérea y fueron reprimidos a balas, balines y gas lacrimógeno por las fuerzas del orden. El canal Telesur y otros medios informaron de una segunda muerte que no pudo ser confirmada hasta anoche.

Los incidentes llevaron al presidente de facto, Roberto Micheletti, a dictar un toque de queda que provocó la detención de al menos 600 personas, según el diario La Tribuna. Pocos minutos después del choque que causó la primera baja, el avión venezolano que llevaba a Zelaya apareció sobrevolando la capital hondureña. Sus seguidores vitorearon el avistamiento, pero las Fuerzas Armadas que tenían controlada la terminal aérea desde la mañana, colocaron vehículos militares en la pista para evitar el aterrizaje.

El líder viajó con el titular de la Asamblea General de la ONU, Miguel D’Escoto, y antes de que abordase una nave venezolana a las 19.10 GMT, los tres presidentes sudamericanos que lo acompañaron en Washington, más José Miguel Insulza, secretario general de la OEA, decidieron ir a El Salvador para aguardar el desenlace.

Tras sobrevolar un par de veces el aeropuerto y cuando la Fuerza Aérea hondureña se disponía a enviar aviones de combate, el aparato de Zelaya viró y puso rumbo a Nicaragua.

Ése fue el punto final para la manifestación más multitudinaria que ha tenido lugar en Honduras desde que los militares derrocaron y expulsaron del poder a Zelaya, el 28 de junio, y pusieron en su lugar a Roberto Micheletti.

Durante la jornada, el Gobierno de facto transmitió varios mensajes de Micheletti y de la Iglesia Católica que dejaron a las emisoras de radio y televisión sin capacidad de dar cuenta de lo que estaba sucediendo en la capital.

El Ejecutivo que detenta el poder desde el domingo 28 había dejado claro que no permitiría la entrada del depuesto gobernante, quien el sábado asistió a la reunión de la (OEA), en la que se suspendió a Honduras del Sistema Interamericano.

Las autoridades de Aeronáutica Civil anunciaron que el avión de Zelaya no había recibido permiso para entrar en el espacio hondureño y había sido desviado a El Salvador.

Las posturas

Durante su trayecto de más de cuatro horas entre EEUU y Honduras, Zelaya efectuó varias declaraciones mediante la cadena de televisión venezolana Telesur, cuyos corresponsales lo acompañaron en el vuelo y transmitieron en directo el periplo.

Además de exigir a los golpistas que desistan de mantener el poder, Zelaya le pidió al comandante del Ejército hondureño, Romeo Vásquez —quien avaló su secuestro y expulsión a Costa Rica la madrugada del domingo 28 de junio—, “que evite el baño de sangre, y retire a sus tropas de las calles”, aunque ya a esa hora los choques habían causado la baja.

El Mandatario apartado del poder por los militares, en coordinación con el Congreso —entonces liderado por Micheletti— y el Poder Judicial por presuntas violaciones a la Constitución, también pidió, desde el aire, a la comunidad internacional que se pronuncie contra el régimen autoritario y emita sanciones contra su país.

Horas antes, el Gobierno de Micheletti había propuesto a los países de la OEA un “diálogo de buena fe” para resolver la grave crisis política que vive su país.

La negociación propuesta implica a representantes de “los poderes del Estado de Honduras y una delegación de representantes de Estados miembros de la OEA junto con funcionarios de menor rango de la Secretaría General” de ese organismo, según una carta difundida por el nuevo Gobierno hondureño en una rueda de prensa.

La misiva fue enviada por el presidente de la Corte Suprema de Justicia, Jorge Rivera, al representante de la entidad interamericana en Tegucigalpa, Jorge Miranda, y leída a través de radio y televisión por la vicecanciller hondureña, Marta Alvarado.

Según este documento, “una vez que las conversaciones alcancen el nivel apropiado, la Secretaría General de la OEA elevaría el rango de su representación”. Además, “mientras el diálogo de buena fe esté en curso, no han de producirse actos o situaciones que puedan poner en peligro la paz social de la República y comprometer el esfuerzo en las conversaciones”, puntualizó la nota.

Ortega niega que Nicaragua lleve tropas hacia Honduras

El presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, afirmó ayer que “es totalmente falso” que el Ejército de ese país haya desplazado tropas hacia la frontera norte con Honduras.

“Juro ante Dios que Nicaragua no está desplazando tropas hacia Honduras, esto no es más que una burda maniobra de los golpistas, que se están apoyando en (la cadena de televisión estadounidense) CNN”, dijo Ortega en declaraciones dadas ayer por vía telefónica a Radio Ya, afín al Gobierno.

Ortega respondió así a los señalamientos realizados en rueda de prensa por el presidente de facto de Honduras, Roberto Micheletti, quien había asegurado más temprano que hay movimientos de “algunas tropas” nicaragüenses a la frontera común y le pidió a él y a su colega de Venezuela, Hugo Chávez, que respeten la soberanía del país.

Micheletti, quien admitió que podría tratarse de “pequeños grupos de tropas, posiblemente sin autorización misma de sus comandantes”, pidió a Chávez, a quien responsabiliza de la crisis en su país, que deje de “estar agrediendo a Honduras a través de los medios de comunicación”.

A su vez, Ortega comentó que “los golpistas tratan de difundir la idea de que el conflicto es con Nicaragua, no hay ningún conflicto con Nicaragua, ya que el Ejército mantiene sus tropas en las posiciones normales, donde siempre las ha mantenido para resguardar la soberanía del país”.

El gobernante sandinista formuló un llamamiento a los civiles y soldados hondureños a que “no se presten a esta maniobra, porque lo que se está fraguando es un autoataque en la zona fronteriza para inventar en cualquier momento que Nicaragua atacó una posición militar fronteriza en territorio hondureño”.

El Mandatario también calificó de “falsas” las versiones del nuevo Gobierno de Honduras en el sentido de que el Ejército nicaragüense prepara escaramuzas en territorio hondureño, sin decir dónde. “Nicaragua no tiene intenciones de que se dispare un solo tiro en territorio hondureño”, insistió

Zelaya pide apoyo y calma

El depuesto presidente de Honduras Manuel Zelaya pidió anoche desde El Salvador a las Fuerzas Armadas de su país que bajen sus rifles y no los apunten contra sus hermanos, al condenar ayer la muerte de una persona en Tegucigalpa.

Zelaya lamentó además la muerte de un joven, en lo que describió como represión contra una marcha pacífica, al tiempo que se solidarizó con la familia de la víctima y las de los heridos, y pidió a los hondureños que “defiendan sus derechos y su Gobierno constitucional en calma, nunca con agresiones”.

“Jamás la fuerza y la violencia entre hermanos debe ser el norte de nuestra sociedad”, agregó el político en una rueda de prensa en la que lo acompañaban los mandatarios de Argentina, Paraguay y Ecuador.

OTROS DATOS

La crisis en Honduras empezó el 29 de junio con la expulsión del presidente Zelaya.

El sábado, la OEA decidió marginar de su seno al país, debido a la irregularidad.

Ayer se libraron los primeros choques violentos ante el intento de retorno de Zelaya.

Repercusiones

Hugo Chávez

Presidente de Venezuela

Zelaya “es un hombre valiente como pocos que he conocido en mi vida. Y ese Gobierno (de Micheletti) es una junta de cobardes, pero el verdadero Presidente cumplió su misión y con el favor de Dios y del pueblo hondureño va a regresar próximamente. Yo estoy convencido de ello”.

“Creo que ha sido una gran victoria moral, su Presidente entró en Honduras en un avioncito pequeño, pero gigante en dignidad, mientras soldados hondureños arremetían a mansalva contra el pueblo indefenso de Honduras”. “La junta militar de Honduras, ese Gobierno que se ha instalado tras dar un golpe, va a caer y los dignos militares de Honduras, que sé que los hay, deben reflexionar”.

Cristina Fernández

Presidenta de Argentina

La presidenta de Argentina Cristina Fernández de Kirchner expresó su “solidaridad y acompañamiento en el dolor a quienes hoy (ayer) han sufrido la represión”, al aludir a lo ocurrido en Tegucigalpa, la tarde de este domingo, cuando al menos una persona murió en un choque entre militares y adeptos al depuesto presidente hondureño Manuel Zelaya.

“Formo parte de una generación y un país que tuvo una de las dictaduras más sangrientas de las que se recuerde en la región (…) Por eso estoy convencida, al igual que todos los presidentes acá presentes, que hay que reaccionar contra esto que está sucediendo en Honduras, porque no sólo es defender al presidente Zelaya, al contrario, es defendernos a todos y cada uno de nosotros”, sentenció.

Miguel D’Escoto

Presidente Asamblea de la ONU

El presidente de la Asamblea General de la Organización de Naciones Unidas (ONU), Miguel D’Escoto, señaló anoche que “la primera muerte del golpe en Honduras debe llevar a todo el mundo a exigir su deposición”, y agregó que el intento de regresar a Honduras por parte del mandatario constitucional de esa nación, Manuel Zelaya, “demuestra el nivel de patriotismo y heroísmo que posee el Mandatario”.

“Zelaya —agregó— ha hecho todo lo posible por ingresar a Honduras para defender a un pueblo que está siendo golpeado, y aunque el Gobierno de facto no se lo permitió, ésta es una lucha que seguirá y la comunidad internacional continuará al lado del presidente. Mi misión es mantener a las naciones del mundo informadas sobre este tema, por eso me devuelvo para Nueva York”.

Evo Morales

Presidente de Bolivia

El presidente Evo Morales expresó ayer su solidaridad con el pueblo de Honduras que se soltó en las calles de Tegucigalpa para restituir al presidente constitucional depuesto, Manuel Zelaya. “Mi solidaridad y apoyo al pueblo que lucha por la democracia, que lucha y trabaja por la vida y la humanidad. Estoy seguro de que este golpe terminará en cualquier momento porque la gente movilizada lo exige en las calles”.

“Si en Honduras hubiera una federación de campesinos u otro movimiento social, el golpe no aguantaba ni dos, tres o cuatro días. Brindo mi apoyo al valeroso pueblo del país centroamericano, que lucha por consagrar su derecho a votar democráticamente y elegir a sus autoridades en las urnas”.

Óscar Ortiz

Senador de Podemos

“La comunidad internacional debe manejar con mucho tacto esta situación, porque en este momento la prioridad es que no haya más pérdida de vidas humanas, que no haya enfrentamientos y, más aún, que no haya enfrentamientos entre países”.

“Se debe buscar una verdadera mediación internacional que permita que se retorne a la normalidad democrática, pero que también evite la interferencia de otros países, como Venezuela, que está contribuyendo a empeorar más la tensión y posible enfrentamiento (…) Sabemos que si Nicaragua moviliza tropas es por orden de Chávez, al final, el causante de esta crisis es él. El haber tratado de implantar un modelo que violaba la Constitución hondureña es lo que ha desencadenado esta serie de acontecimientos”.

Jorge Silva

Diputado del MAS

“Es lamentable por la pérdida de vidas que se ha vivido hoy (ayer) en Honduras, habrá que seguir apostando por la pacificación desde la OEA o a través de una posición firme que pueda adoptar el Gobierno de Estados Unidos, porque tiene un gran control sobre los países de Centroamérica”.

“En el MAS no ha habido una reunión para hacer una evaluación pero nosotros condenamos el golpe de Estado en Honduras y lamentamos que el día de hoy (ayer) no hayan dejado aterrizar al presidente Zelaya. Al parecer, el Gobierno de facto de ese país se va a mantener firme en su posición de sacar a Zelaya del mando presidencial y convocar a elecciones dentro de dos meses (…) En todo caso, nosotros no apostamos por la intervención de una fuerza armada…”.

Ejército evita arribo de Zelaya a Honduras y choques dejan al menos un muerto y una decena de heridos Ejército evita arribo de Zelaya a Honduras y choques dejan al menos un muerto y una decena de heridos Reviewed by Wily Noel Condori Martinez on 7/06/2009 10:13:00 a. m. Rating: 5

Featured Posts