Bolivia le dio a Argentina una histórica paliza al superarla por 6-1

En el resultado más sorpresivo de toda la eliminatoria. Botero, Martins, Da Rosa y Torrico fueron los verdugos de una albiceleste desteñida.
• Los artífices • El país entero gritó los goles de Botero (tres tantos), Martins, Da Rosa y Torrico.

A y cómo me duele mi garganta de tanto gritar goles, pero me importa un carajo”, expresó afónico un adolescente en la tribuna, luego de que Didí Torrico sentenció el 6-1 de Bolivia ante Argentina, en la paliza más dura de esta eliminatoria hacia el Mundial de Sudáfrica 2010. La locura en el estadio Hernando Siles y diversas partes de Bolivia no tuvo límites, porque se produjo una goleada histórica a la segunda o tercera mejor selección del mundo, en 90 minutos de gloria futbolera. Así como en 1993, cuando Brasil perdió su invicto de cuatro décadas, ayer Argentina sufrió.

La fiesta estaba puesta para otros, muchos esperaban que brillara la constelación de estrellas; mientras los locales, desdeñados, fueron quienes disfrutaron el baile. Quizá por eso Carlos Arias, quien horas antes del partido justificó el silencio de la verde después de Colombia, admitió que algunos irían al estadio para ver a las estrellas argentinas pero adelantó que la victoria sería boliviana.

Lo ocurrido ayer en Miraflores no era ciencia ficción ni pintura surrealista, era real y cierto, el David del fútbol sureño derribó al Goliat del balompié mundial.

Fue tan duro el golpe, que ni Diego Maradona aguantó semejante caída e hizo el ademán de que termine el partido.

¿Por qué? Ayer se dio un hecho decisivo: Bolivia se mostró fantástica, con un fútbol claro y contundente, actitud y ganas no habitualmente vistas, frente a una Argentina que venía con una armada que se desarmó y nunca fue fabulosa, pese al cartel que traía.

Cinco ases marcaron diferencia: Joaquín Botero, Marcelo Martins, Didí Torrico, Álex da Rosa y Ronald Rivero. Ellos opacaron a las estrellas y derribaron el cartel. La cosa se vio en cancha.

La manera en que Bolivia comenzó el partido avisó que el plato estaba servido, en cinco minutos tres llegadas de gol, la primera al minuto de juego con un remate de Abdón Reyes.

Pero el Siles tuvo que esperar hasta los 11 minutos para explotar en un solo grito, Martins, con toque suave en el corazón del área, marcó el primer gol.

“Gauchos, ¿la pelota no dobla?, ¿la pelota no dobla?”, se escuchó en medio del festejo del seleccionado verde.

Un tiro de Torrico pegó en el travesaño, tras pisar, mirar al arco y rematar. El baile lo daba Bolivia.

“Nenes, ¿cansaditos?, ¿la altura?”, expresó otro aficionado. La hinchada gozaba el partido.

Hasta que un sorpresivo tiro del argentino Luis González sorprendió a los 24’ y empató el partido. Antes, Arias sacó un balón sensacional tras tiro preciso del estelar Lionel Messi.

Sin embargo, la verde retomó el control del partido. Javier Zanetti derribó a Álex da Rosa y el árbitro Martín Vásquez sancionó penal. El paceño Joaquín Botero remató al medio y anotó el segundo gol a los 33’.

“Así Camello, cuando no se chupa, así se juega”, fue otro grito en medio del alarido de gol.

Luego vino quizá el golpe decisivo, cuando a los 45’ se machacó y ello permitió una gran escapada de Botero, quien lanzó un centro para que Álex da Rosa anote de cabeza el tercero. Delirio en el país. “Por qué no jugamos así con Chile, por qué así no jugamos con Uruguay”, se preguntaban los aficionados.

En el complemento, la mesa seguía servida. A los 12’, centro de Martins y Botero de cabeza para marcar el cuarto gol.

Tras ello, un coro general en el estadio: “olé, olé, olé”. La pesadilla argentina no acababa, porque Angel di María hizo una diablura, pegó una patada a Ronald García y salió expulsado.

Botero otra vez dijo presente, cuando a los 20’, como en sus viejos tiempos, bajó de pecho, encaró y marcó el quinto gol, para hacer el ademán de que se acabó. La afición era todo sonrisas en el Siles y gritaba “Sin llorar, sin llorar”.

Segundos antes del sexto gol, con un tiro de Didí Torrico a los 41 minutos, un hincha anticipó a un grupo de desilusionados argentinos que dejaban la gradería: “Chau, chau, no se vayan, falta unito más”. Fue así, los argentinos salieron humillados en la peor derrota en La Paz.

Federico Giammaría, periodista de la Voz del Interior, de Córdoba, sostuvo: “Nosotros estamos anonadados, no lo podemos creer. Para el orgullo argentino es duro. Es peor que el 5-0 ante Colombia en casa y más si veníamos de ganar”.

“No lo puedo creer, no lo puedo creer. Vi cómo le ganamos a Brasil el 93 y ahora veo esta otra hazaña”, dijo un boliviano que regresó de Berlín, Alemania, sólo para una histórica goleada.

Los siete

El premio al empeño y la garra de García, Botero y Martins
Fue a los 11 minutos, Ronald García dominó el balón eludió a un rival, encaró a otro; el esférico se desvió al costado izquierdo, donde Joaquín Botero peleó el control, envió un centro, Emiliano Papa no pudo despejar y Marcelo Martins, sin dudar, remató cruzado a la salida de Juan Pablo Carrizo; fue el primer grito boliviano.

Ribeiro pierde un balón y el argentino González empata
El pandino no vio a Javier Mascherano, quien le robó el balón en la salida del terreno boliviano, el argentino tocó a Luis González, quien sin pensarlo dos veces, desde casi 40 metros, remató de chanfle, al palo izquierdo de Carlos Arias, que se lanzó a ese sector, pero no pudo con el pique. Argentina empataba a los 24’.

Falta de Zanetti a Da Rosa y Botero anota de penal, con clase
Un taco de Joaquín Botero en el área grande argentina fue a Álex da Rosa, quien es derribado por Javier Zanetti y el árbitro uruguayo Martín Vásquez sancionó penal. El atacante paceño asumió la responsabilidad y remató el penal con gran clase. Frío y sereno como es, tiró al medio y a media altura. Gol boliviano a los 33’pt.

Gran saque de Arias a Botero, centro para el cabezazo de Álex
Gran mérito del arquero Carlos Arias quien, a los 12 minutos del segundo tiempo, sacó largo para Botero, que le ganó la espalda a Papa, desbordó por la derecha, llegó al fondo, esperó, miró y con zurda levantó un centro para que Álex da Rosa de cabeza envíe el balón al primer palo y supere a Carrizo para marcar el 3-1.

Buen pase de García, Martins desborda y Botero liquida
Un gran envío de Ronald García desde la mitad del campo de juego hasta el sector derecho, para el desborde de Martins, permitió el cuarto gol. El atacante del Shakthar corrió casi hasta el fondo y mandó centro para que Botero marque el 4-1 con golpe de cabeza, enfervorizando aún más a la afición en el Siles.

Como en los viejos tiempos de Bolívar, Gatty-Botero y gol
Una dupla añorada que se cansó de conquistar goles en Bolívar volvió ayer pero con la casaca verde. El pandino Gatty Ribeiro se proyectó por el medio, dio un pase a Botero, quien bajó el balón con el pecho, eludió a Papa, encaró a Carrizo y tiró cruzado. Era el quinto gol y su ademán decía que el partido estaba liquidado.

Torrico, que estaba fuera de convocatoria, selló con el sexto
El volante cochabambino, que inicialmente estaba fuera de la convocatoria, que luego se rectificó, anotó el sexto gol a los 41’. Didí Torrico marcó la última conquista con un remate bajo, esquinado, al palo derecho de Carrizo, puso fin a la goleada e inició el festejo. Previo a ello, Botero desbordó y cedió un pase generoso.

video

Bolivia le dio a Argentina una histórica paliza al superarla por 6-1 Bolivia le dio a Argentina una histórica paliza al superarla por 6-1 Reviewed by Wily Noel Condori Martinez on 4/02/2009 10:32:00 a. m. Rating: 5

2 comentarios

Anónimo dijo...

Viva Bolvia..siempre jueguen asi..

Jorge dijo...

Esperemos que ahora no vaya bien Venezuela y Paraguay para terminar bien en las Eliminatorias.

Featured Posts